Alemania y sus regiones vitivinícolas (parte I)

Sí, ya hemos hablado de Austria, de Francia, de Italia, y obviamente de España. Pero no quiero perder la oportunidad hoy de hablar de un país que me fascina y que tiene muy buenos vinos: Alemania. Hay mucha gente que desconoce que Alemania es una región vitivinícola por completo. Hay otras que saben pero desconocen sus características y su potencial.

A partir de hoy y de las próximas semanas vamos hacer un recorrido lindo por esta Alemania vitivinícola para recorrer y conocer un poco acerca de cada región de allí. Más adelante, también quiero hablar de ellas de forma individual, principalmente las que planeo ir de viaje estas vacaciones. Pero por ahora vamos a dar un repaso general en lo que hay allí. Allá vamos:

Regiones

Con la excepción de Saale-Unstrut y Sajonia en el este, las regiones vinícolas de Alemania se concentran principalmente en el sur, donde el clima es ligeramente más cálido.

Las temperaturas moderadas del verano producen vinos relativamente bajos en alcohol, y la diversidad del vino alemán se debe a los muchos tipos de suelo y variedades de uva que se encuentran en sus 13 regiones vitivinícolas.

Ahr

Conocido por sus impresionantes vinos tintos, el Ahr es una de las regiones vinícolas más septentrionales de Europa y una de las más pequeñas de Alemania. Entre Altenahr y Bad Neuenahr las vides se posan en terrazas de pizarra volcánica que añaden encanto y belleza a esta región y producen vinos distintivos que no se confunden con ningún otro de Alemania. Hoy en día, el Spätburgunder (pinot noir) es la variedad de uva predominante en Ahr; cuatro de cada cinco botellas de vino de Ahr se hacen de él, produciendo exquisitos vinos tintos aterciopelados o con mucho cuerpo y ardientes. La región también tiene plantaciones de dornfelder, portugieser y pequeñas parcelas de riesling y müller-thurgau.

Baden

La cálida y soleada Baden, la región más meridional de Alemania, se extiende unos 400 km a lo largo del Rin desde el Bodensee (Lago de Constanza) hasta Heidelberg, abarcando la Selva Negra, así como las terrazas cubiertas de viñedos del Kaiserstuhl, un macizo volcánico.

Como en la vecina Alsacia y Suiza, Baden tiene una gran tradición de vino y comida. Los «Burgunders» (Pinots) secos y compatibles con la comida, tintos y blancos, han sido populares durante mucho tiempo en toda la región. Los viñedos de Rivaner también están muy extendidos, mientras que otros blancos clásicos, como la riesling, silvaner y gutedel, son más localizados.

Franken

Franken, la región de colinas al este de Frankfurt, sigue el zig-zag del río Main. Los vinos característicos y la residencia barroca de Würzburg la convierten en una meca tanto para los amantes del arte como del vino; y los vinos de Franken se distinguen tanto por el tradicional Bocksbeutel – la botella plana de vientre redondo – como por los estilos más secos que prevalecen. El clima fresco y los tipos de suelo hacen de la riesling la excepción y de las uvas blancas de maduración más temprana.

Vinalogamos con Beethoven

Sabías que el compositor alemán Ludwig van Beethoven nació en Bonn, ciudad cerquita de la región de Ahr. ¿Porque no descorchar una botella de pinot noir de la región escuchando la su novena sinfonía?

Prost!

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.