Proyecto Vintae

Proyecto Küdaw – blog Neo2.es

Hace tiempo que me intereso por los vinos chilenos, por la uva Carmenere y la forma de hacer vinos por allí. Es que Chile fue mi primera visita, mi primer contacto real con el mundo el vino. Estuve en Chile en 2005, visitando la famosa Bodega Concha y Toro y allí tuve la posibilidad de hacer mi primera cata real.

Y es que Chile tiene vinos interesantes, y muy ricos. En aquel entonces no tenía criterio para distinguir, pero ahora, los pruebo y digo a mi misma que ya sé la razón, el porqué, empecé a enamorarme del vino. No soy una persona de un gusto en concreto, y la realidad es que me gusta probar. Por eso, en mi cava, as personas saben que hay vinos de todo el mundo. Desde California hasta Australia. Siempre busco en mi tienda de confianza vinos de varias partes del mundo que me puedan aportar visiones diferentes, aromas diferentes y sabores diferentes.

¡Me gusta probar! Y fue probando, catando, y comprando botellas completamente desconocidas  que Küdaw llegó en mis manos.

¿Qué es Küdaw?

Küdaw es un vino.  Un vino chileno, producto del más reciente proyecto de Vintae. Este vino ha llegado a mis manos gracias al gran labor de ecommerce viene realizando Bodeboca, empresa especializada en vender vinos online. Fue a través de su web que Bodeboca ha conseguido aproximar una loca de vinos como soy yo a los locos que han creado el proyecto Vintae.

¿Qué es entonces Vintae?

Vintae es un proyecto que se inició en 1999, de la mano de José Miguel Arambarri, empresario riojano y un amante del mundo del vino, que decidió recuperar el negocio de sus antecesores y dedicarse al mundo del vino. Su primer viñedo le llevó a comprar un segundo, y el segundo a un tercer… Y así, entre viñedos, vinos y bodegas, y con la incorporación de sus dos hijos, Ricardo, y José Miguel, Vintae viene dando frutos y renovando la imagen del mundo del vino en el país.

El espirito aventurero de esta gente ha llevado a elaborar vinos en más de 15 denominaciones de origen distintas. Una apuesta arriesgada pero apasionante con mucha historia e coraje.

Gente loca

Y es que me encanta la gente loca. Y cuando hablamos acerca de gente loca y apasionada por el vino, os puedo asegurar que si pudiera cogería mis maletas y me uniría con ellos. Me da pena no haber conocido este proyecto antes. Pero al mismo tiempo me alegro que haberlo conocido ahora. Justo ahora cuando doy vida a Vinálogos. Gente así me motiva a seguir adelante.

Resultado

Y es que Vintae, hoy, cuenta con más de 70 profesionales. Estes dan apoyo y asistencia en su área de especialización para lograr el éxito del proyecto. Y lo más interesante: no hablamos de inversores que apenas se dedican al mundo del vino, comprando viñedos y explotando parcelas. Hablamos de gente que se dedica a elegir viñedos a conciencia. Que respetan el alma y la esencia de cada lugar y ponen cada parcela en manos de viticultores locales; gente que se ha dedicado una vida a este tipo de trabajo.

Me alegra decir, que la fórmula Vintae ha funcionado, y hoy, recolectamos, o mejor, bebemos, el resultado de este trabajo. Entre los proyectos más conocidos están la Hacienda López de Haro, De Bardos Atlantis, Aroa, Proyectos Garnachas de España, y hoy, quizás, el proyecto Küdaw.

Hoy, Vintae tiene un reconocimiento internacional, y está presente en más de 60 países.

Küdaw

El proyecto Küdaw ha nacido en 2015, por el deseo de explorar de los llamados Chicos Vintae. La idea era viajar al Chile en busca de viñedos centenarios olvidados. Una vez allí, se rescatan no solamente los viñedos sino también las variedades autóctonas más antiguas. Y más, mantienen los métodos de elaboración tradicionales.

“Durante este viaje hemos pisado la tierra y sentido el alma de Chile a través de las historias de decenas de viticultores que mantienen viva una tradición vinícola de la que los vinos de Küdaw cogen el testigo” – cuenta Ricardo Arambarri en el blog Vintae acerca del proyecto.

Proyecto Küdaw - blog Vintae
Proyecto Küdaw – blog Vintae

La primera añada

En 2016, Vintae lanza su primera gama de vinos chilenos, los únicos elaborados fuera de España. Küdaw abarca 5 vinos, los 5 con elaborados con cepas chilenas recuperadas, la mayoría de ellas autóctonas. Son ellas: Carignan, País, Cinsault, Carmenere y Sauvignon.

“Mentiría si dijera que hacer realidad este proyecto ha sido fácil. Pero decenas de miles de kilómetros recorridos, cientos de viñedos explorados, mucho trabajo y, sobre todo, un espíritu de superación infinito por parte de todo el equipo Vintae lo han hecho posible. Y ahora, más de dos años después de pisar Chile por primera vez, puedo sacar pecho y decir que todo el esfuerzo ha merecido la pena. Y mucho”. – cuenta Ricardo Arambarri (blog Vintae)

El nombre

El cuidado del proyecto, se refleja en especial en el nombre elegido para enmarcar esta gama de vinos. Küdaw, en mapuche, idioma del pueblo amerindio que habita en el sur de Chile, significa “el trabajo de la tierra”. ¡¿Y que más podría significar?! Un vino tan especial  capaz de reflejar y transmitir, en su perfección, el alma de una tierra… Y, ahora, con este nombre, de un pueblo.

Küdaw es la esencia de estos viticultores, gente que día a día sigue trabajando la viña.  “A caballo como lo hacían sus abuelos, viñedos con vistas al mar, uvas creciendo entre pinos y eucaliptos o a las faldas de la cordillera”.

  Los vinos Küdaw

Gama de vinos Küdaw
Gama de vinos Küdaw

Son 5 vinos, que cuentan la historia de la viticultura en Chile, de sus uva autóctonas y prestadas.  Küdaw Nativo nos trastala a los viñedos chilenos más sureños, rescatando las variedades más antiguas; la Carignan, País y Cinsault. Estas tres trasmiten  las técnicas tradicionales y la personalidad del terruño, trabajando con métodos ancestrales que son enseñados hasta hoy.

Küdaw Pacífico es resultado de la búsqueda de los viñedos más próximos al este océano. Serían los viñedos más frescos de Chile, donde crecen las variedades Carmenere y Sauvignon.

Yo personalmente he abierto el Küdaw País. Os tengo que decir que la sorpresa fue tamaña que empecé a investigar todo sobre el vino. Fue así que he descubierto a estos locos, tarados, enamorados de vino. Gente que un día me gustaría conocer personalmente. Me habeís enamorado a través de la copa. Me habéis enamorado con su vino. No tengo más que decir que enhorabuena.

Küdaw alberga sin duda el espíritu de la tierra chilena.

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *