Las películas que todo aficionado del vino debe ver

Cine y vinos. Puede que tenga todo que ver o no. Pero ver películas acerca de vinos me encanta. Estar una tarde de lluvia en casa y poder disfrutar de una buena película, que recoge los grandes paisajes vitivinícolas, la pasión de alguien hacia el vino, es hacer con que viajemos con la peli.

Y es que me encanta el cine. Y me encanta el vino. Que mejor forma de disfrutar una tarde juntando a los dos. Que mejor que ver, charlar y compartir los dos. De unir dos placeres y poder disfrutar de este rato libre que tenemos viajando en el sofá.

Este post dedico a la gente que le encanta el mundo el vino en toda su esencia: que todo son escusas para ver, aprender y deleitarse un poco más acerca de él. Sé que hay millones de géneros que recogen el tema en sí. Pero en este post me he centrado simplemente en las películas. No he añadido ningún documental, u otro género de no ficción.

Venga, os dejos aquí con las películas que me encantaron ver y rever. Y que siempre son escusas para abrir otra botella de vino en mi casa y aprovechar el momento. Sustituyamos as palomitas por una buena copa de vino y vinaloguemos con la peli, con los amigos, con la pareja.

Sideways

EE.UU. 2004 – 127 min.  De Alexander Payne, con Paul Giamatti, Thomas Haden Church, Virginia Madsen y Sandra Oh. Tragicomedia acerca de dos cuarentones que hacen un viaje por los viñedos de Santa Bárbara, en California, antes de la boda de uno de ellos. Basada en la novela de Rex Pickett, la película refleja muy bien la producción de la uva Pinot Noir en este lado del planeta así como la pasión de su protagonista por el vino y todo que se le acerca. La película, además de enseñar mucho sobre el vino, es una bella comedia para reírse.

A good year

Reino Unido/Francia 2006 – 118 min.  De Ridley Scott, con Russell Crowe, Albert Finney, Marion Cotillard y Abbie Cornish. Comedia romántica acerca de un exitoso corredor de bolsa que hereda de su tío un viñedo francés. Esto le hace emprender un viaje al maravilloso sur de Francia con el objetivo de vender el Chateau de su tío. Su viaje al pasado le hace recordar los buenos momentos que ha vivido allí y lo muy bien que ha pasado en su infancia. La película está basada en la novela de Peter Mayle.

Nuestra vida en la Borgoña

Francia 2017 – 113 min. Dirigida por Cédric Klapisch con Pio Marmaï, Ana Girardot, François Civil, Jean-Marc Roulot. La película cuenta la historia de 3 hermanos que heredan de su padre, las parcelas de vino en las cuales, él se dedicó durante toda su vida. A parte de las cuestiones de herencia, las decisiones de partilla, de traslado de escrituras, la película se centra principalmente en contar cómo es la vida de estas personas que se dedican a diario a este oficio a través de la mirada de un niño que ha crecido en este entorno.

El traspaso del tiempo, de las estaciones, narran episodios del pasado y del presente a la vez. Pero también logrando cierta linealidad al ver el pasar del tiempo y el desarrollo de los personajes. Cómo evolucionaran los hermanos, qué hicieron con su vida, qué les gusta, a qué se dedican ahora, y cómo ven el vino como una parte intrínseca de su vida.

Mientras hay proseco, hay esperanza

Itália 2017 – 101 min. Una película de Paolo Virzi.  “La película está ambientada entre las colinas de Conegliano y Valdobbiadene donde nace el prosecco. Aquí se entretejen las historias de un conde-viñador, el conde Desiderio Ancillotto (Rade Serbedzija) que lucha por su tierra; un policía más obstinado que la niebla, Stucky, medio veneciano y medio persa (Giuseppe Battiston). Un director de una cementera (Andrea Appi) que una noche de lluvia precipita en el barro para siempre, asesinado por tres disparos; un loco que rasca el óxido de las tumbas del cementerio (Teco Celio) e imparte bendiciones”.

La película da aires de suspense, pero hay mucha risa en ella. Detrás de un argumento simple, el director consigue transmitir la pasión que emana esta gente por su tierra, por su producto, la importancia del respecto y de la calidad de aquello que producen.

La forma de hablar, la de comportarse de los norteños, sumado a su afán religioso, la pasión por el proseco, por la tradición y por la familia enmarcan un escenario único y propio de esta región italiana.

Los paisajes, sin duda, hacen que te nazcan las ganas de estar allí y probar, en directo, el misterio y encanto de estas burbujas.

Un paseo por las nubes

EE.UU. /México 1992 – 121 min.  De Alfonso Arau con Keanu Reeves, Aitana Sánchez-Gijón, Giancarlo Giannini y Anthony Quinn.  Un drama que narra la historia de un soldado estadounidense que acaba de regrasar de las Segunda Guerra Mundial y conoce a una joven mexicana que teme volver al viñedo de su abuelo porque está embarazada. Más de que la historia que hay de fondo, enseña el amor de una familia a sus tierras, su tradición y su cultivo. La película es una relectura de la película italiana de 1942 ‘Quattro passi fra le nuvole’ (Cuatro pasos por las nubes) de Alessandro Blasetti.

‘Bon appétit’

España 2010 – 90 min. De David Pinillos  con Unax Ugalde, Nora Tschirner, Giulio Berruti y Herbert Knaup.  Historia de un joven chef español y una joven sommelier suiza que trabajan en un famoso restaurante de en Zürich. La historia no se centra en el vino pero uno de los personajes tiene su vida profesional dedicada a él, resaltando en muchas partes de la peli su amor por el vino, sus preferencias por algunos vinos españoles, etc. A quien le gusta la cocina, el maridaje, o un guión sin finales clichés puede contar con una hora y media de entretenimiento.

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *